¿Tienes un negocio? Suscríbete para recibir estrategias de
branding, copywriting y diseño que no comparto en el blog.

¿Tienes un negocio? Suscríbete para recibir estrategias de branding, copywriting y diseño que no comparto en el blog.

Mi método para elegir y combinar tipografías.

Escrito por Samu Parra — Consultor de marca, copywriter
y amante de la fina ironía. Recibe mis artículos por email →

Escrito por Samu Parra — Recibe mis artículos por email

Cómo elegir y combinar tipografías

Si lees a menudo este blog seguramente sabrás que hace unas semanas pregunté a mis suscriptores qué temas les gustaría que tratase en próximos posts.

Uno de los temas recurrentes fue el de la tipografía. La verdad es que es algo que trae de cabeza a mucha gente cuando está creando su marca, porque no saben exactamente qué fuente tipográfica elegir para transmitir unas sensaciones u otras.

En este post vamos a ver:

  • Cómo se clasifican las tipografías y qué transmite cada estilo
  • Trucos para elegir la tipografía adecuada y aprovechar sus posibilidades
  • Consejos para combinar tipografías
  • Una selección con algunas de las tipografías más populares

Los dos grandes grupos: con serif y sin serif

Las tipografías se pueden dividir en dos grandes grupos. Seguro que ya te has fijado que algunas tipografías son muy “rectas”, mientras que hay otras que tienen como terminaciones decorativas.

Las tipografías que tienen esas terminaciones se llaman “tipografías con serif”, mientras que las tipografías rectas se llaman “sin serif” o “de palo seco”.

elegir-tipografia

Como ves aquí arriba, las tipografías con serif se suelen utilizar para conseguir diseños con un toque clásico, mientras que las tipografías de palo seco son más actuales.

Está bien saber esto como norma general, pero hay que tener en cuenta que no todo es blanco o negro. Hay muchas cosas que influyen en cómo percibimos las tipografías: el color, las fotografías, las texturas…

Podemos encontrar diseños como este cartel, que utiliza una tipografía con serif, y en cambio es moderno como él solo.

Abduzeedo

Otras tipografías que no debes pasar por alto

También hay otros tipos de letra que no encajan dentro de esta clasificación, pero que también debes barajar como posibilidad.

Slab serif – Son como las serif de toda la vida, pero con un remate más cuadrado. Un ejemplo sería la Roboto Slab, que se utiliza bastante actualmente.

Script – En este grupo estarían las tipografías que imitan las letras hechas a mano (o directamente están hechas a mano). Como estos dos ejemplo que puedes encontrar en Creative Market.

tipografia script 2

tipografia script 1
Display – Son tipografías pensadas para grandes tamaños. Se suelen utilizar en carteles, rótulos… Es decir, cuando necesitas impacto y legibilidad, incluso desde cierta distancia. También son un buen recurso para diseñar logotipos si eres capaz de darle un toque personal.

tipografia-display

¿Qué debes tener en cuenta al elegir una tipografía?

Antes de decidirte por una tipografía u otra, tienes que plantearte varias cosas.

¿Qué tipo de texto es? No es lo mismo buscar una tipografía para un logotipo, que para un titular o para un texto largo. En un logotipo buscarás algo con cierta personalidad y con fuerza visual. En cambio en un texto largo necesitarás un estilo limpio y legible, así que una tipografía muy recargada no sería muy buena idea.

¿A quién te diriges? Al elegir tu tipografía, debes tener en cuenta para quién estás diseñando y utilizar un lenguaje que esas personas puedan entender. Si tu público objetivo es tirando a tradicional, ten cuidado al utilizar tipografías hipsters porque se van a quedar un poco desorientados.

¿Qué quieres transmitir? Es importante tener claro qué sensaciones quieres transmitir con tu diseño. Por ejemplo, las letras finas transmiten delicadeza, mientras que las gruesas son más impactantes. Otro ejemplo: si tu negocio tiene que ver con los productos artesanales y con el cuidado de los detalles, las tipografías script son una buena opción para un logotipo.

¿Qué elementos rodean a la tipografía? El texto no es un elemento aislado. Está ubicado en un formato y unas medidas concretas: un banner de tanto por tanto, un póster… Esto significa que el espacio disponible no es infinito y condiciona la elección de la tipografía. Por otro lado, el texto está rodeado de colores, imágenes, iconos… Busca siempre un tipo de letra que sea coherente con lo que hay alrededor.

Una nota importante: nunca deformes una tipografía. Cada vez que lo haces, un diseñador se hace el harakiri.

Las tipografías están diseñadas para que haya una armonía entre las letras. Si las alargas o las estrechas de manera artificial, esa armonía se pierde y dificulta la lectura.

Más allá de la negrita y la cursiva

Las tipografías dan más juego de lo que parece. Es bastante habitual que un tipo de letra esté disponible en varios grosores.

Por ejemplo, la que utilizo utilizaba yo para los titulares se llama Raleway y tiene ni más ni menos que 9 grosores diferentes. Ya te puedes imaginar la de posibilidades que ofrece esto.

Cuando diseño imágenes para mis posts, suelo utilizar una versión bastante gruesa, porque busco más impacto visual. Puesto que voy a compartir el post en Twitter, Facebook o Google +, no quiero que el mensaje pase desapercibido.

Cuando estés buscando una tipografía para tu logotipo, tu blog o lo que sea, ten en cuenta que además de negritas, cursivas y mayúsculas es posible que tengas a tu disposición diferentes grosores que te permiten conseguir efectos muy variados.

Eso sí, debes tener cuidado al mezclar. Combinar más de dos grosores en un mismo diseño puede hacer que la composición quede desequilibrada.

Combinar tipografías: el gran reto

Personalmente me parece una de las cosas más complicadas. No solo hay que encontrar tipografías que queden bien juntas, sino que también entran en juego el tamaño, el interlineado…

En mi curso de branding estratégico hay una lección dedicada exclusivamente a la tipografía. Incluye un descargable con un montón de combinaciones tipográficas listas para usar. ;)

Una regla que suele funcionar muy bien es el contraste. Puedes buscar ese contraste en el tamaño, el grosor, la forma…

Otra opción es coger dos tipografías de la misma familia, pero que tengan alguna variación entre ellas. Por ejemplo, podrías utilizar la Roboto Slab para los titulares y la Roboto normal sin serif para el texto. En este caso, tienes la seguridad de que la combinación va a quedar bien.

Estás deseando ver algunos ejemplos, que lo sé yo… ¡Ahí van! :)

Avenir Bold + Avenir Regular
Selz: Avenir Bold + Avenir Regular

 

CoSchedule: Brandon Grotesque + Museo Sans
CoSchedule: Brandon Gotesque + Museo Sans

 

Percolate: Futura Bold + Helvetica Neue
Percolate: Futura Bold + Helvetica Neue

 

Copyblogger: Museo Slab + Próxima Nova
Copyblogger: Museo Slab + Proxima Nova

 

Si no acabas de encontrar una combinación que te convenza, siempre tienes el recurso de combinar grosores de la misma tipografía como en el primer ejemplo de Selz. O utilizar mayúsculas para los titulares y minúscula para el texto.

¿Existen los valores seguros?

No hay nada seguro en este mundo, pero sí hay algunas tipografías con las que es difícil equivocarse. Aquí te dejo una selección con algunas de mis favoritas.

En esta lista hay diferentes estilos: más modernas, más clásicas, más consensadas, más anchas… Pero todas ellas son bastante versátiles y tienen un diseño muy sólido.

Además la mayoría son de Google Fonts así que puedes descargarlas en tu ordenador o utilizarlas en tu web WordPress con un plugin tipo Use Any Font.

Si alguna vez tienes curiosidad por saber qué tipografía utiliza la web que estás visitando, puedes instalar este plugin en tu navegador.

Observación y buena letra

Una de las mejores maneras para saber si una tipografía encaja con tu marca y con tu proyecto es ver ejemplos reales como los que has ido viendo a lo largo del post.

A partir de ahora, cuando visites una web que te gusta o veas un diseño chulo, observa cómo han utilizado las tipografías. Haz que tu vista vaya aprendiendo poco a poco a “leer” los textos de otra manera.

Una vez le coges el gustillo, ya no hay vuelta atrás.

Imagen: Kaboom Pics

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

8 comentarios en “Mi método para elegir y combinar tipografías.

  1. Increíblemente útil esto, excelente post.

    Muchos subestiman el poder y la importancia del buen uso tipográfico, cuando se trata de un precioso recurso estético de diseño, que aporta mayor fuerza y significancia a las palabras.

    #TypoResource Un elemento fundamental en la perfecta fórmula ¿No Samu? [Contenido + Forma].

    Y gracias por el plugin para descubrir esas tipografías que encantan en la web.

    Como Comunicadora Audiovisual y apasionada/aficionada del diseño, me me fascina ver cómo los pequeños detalles hacen la diferencia y vuelven el mensaje más poderoso.

    Por cierto, me encanta como llevas el estilo de tu blog ¡Es refrescante!

    • Hola Vivi!

      La tipografía es el elemento pricipal de cualquier diseño. Es lo que marca el «feeling» y hace que el contenido (lo más importante) llegue al receptor de manera eficaz.

      Un abrazo y gracias por comentar!

Los comentarios están cerrados.

Este soy yo.

Me llamo Samu Parra. Soy consultor de marca, copywriter y amante de la fina ironía. Ayudo a marcas como la tuya a jugar con ventaja.

Empecé a vivir de la creatividad en el año 2001 y no he parado desde entonces.

Recibe mis mejores contenidos por email →

 

samu parra

Este soy yo.

Me llamo Samu Parra. Soy consultor de marca, copywriter y amante de la fina ironía. Ayudo a marcas como la tuya a jugar con ventaja.

Empecé a vivir de la creatividad en el año 2001 y no he parado desde entonces.

Recibe mis mejores contenidos por email →